ir a la portada de ELPajarito.es

Una presentadora de la televisión autonómica de Murcia planta cara al cáncer en directo

La periodista de La 7 TV Marta García vuelve a sentarse frente a las cámaras sin ocultar los signos del tratamiento al que se ha sometido contra el cáncer de mama y tras haber estado seis meses de baja
Marta García González, antes y después del tratamiento contra el cáncer. (Foto: LVD)

Se llama Marta García González y es la editora y presentadora del informativo del canal 7TV Región de Murcia. Este jueves volvía a ponerse delante de una cámara tras haber estado seis meses debido a un cáncer de mama. La periodista lo ha hecho con la cabeza rapada, con una sonrisa y feliz por estar en su puesto.

Marta ha regresado a su horario habitual y lo ha hecho con carácter, mostrando los efectos que han tenido las sesiones de quimioterapia y radioterapia en su cabeza al dejarla sin cabello. La presentadora segura que se encuentra bien, recuperada y con fuerzas para retomar el trabajo, por lo que ha decidido que su aspecto físico actual no tenía que ser un obstáculo para volver a la televisión. Y es que su larga melena morena ya no existe, pero Marta continúa siendo la misma profesional. ha querido aparecer así, con el pelo rapado, para hacer un guiño a la lucha contra el cáncer y con la intención de que "esto que hago yo hoy no sea noticia algún día". 

Hablando sin tapujos de su enfermedad, la periodista asegura que "cada vez hay más gente con este tipo de cáncer y, además, la edad se ha reducido, por ejemplo yo acabo de cumplir 34. Es por ello que debería normalizarse esta situación, que la gente vuelva a trabajar cuando lo considere. Yo estuve editando y presentando hasta el día antes de operarme. Si ahora me encuentro con fuerzas de nuevo, ¿por qué no iba a volver a mi puesto? ¿Por no tener pelo?”.

La presentadora de los informativos de 7 TV Región de Murcia asegura tener un deseo y es que, con su gesto y el de otras muchas personas, "esto deje de ser noticia un día". Ella tiene claro que "porque una persona pierda el pelo por un tratamiento no pasa nada". Eso sí, deja bien claro que la decisión o no de llevar peluca es algo muy personal.

En su caso la decisión ha sido paulatina. Al principio de comenzar su tratamiento la llevó, pero no se adaptaba. "La verdad, es que la llevaba porque no quería que me preguntara la gente, pero poco a poco, me fui sintiendo fuerte y no me adaptaba, así que me la quité".

Marta García es un gran ejemplo de algo sobre lo que los médicos llevan tiempo alertando: el cáncer de mama ataca cada vez a mujeres más jóvenes.