ir a la portada de ELPajarito.es

Pretenden abrir un hotel rural y un restaurante en el parque regional protegido de Calblanque

Los propietarios de los terrenos tienen pensado rehabilitar dos casas antiguas para montar el complejo ecoturístico entre el resort de La Manga Club y el monte de Las Cenizas
Casa rural en el parque regional de Calblanque

Los dueños de la mayoría de los terrenos del parque regional protegido de Calblanque, en Cartagena, quieren abrir un hotel ecoturístico y un restaurante para el año 2019. Para ello, tienen pensado rehabilitar dos casas antiguas situadas en el paraje de Atamaría, entre el resort de La Manga Club y el monte de Las Cenizas, según informa La Opinión.

También en Calblanque, otro grupo de emprendedores tiene previsto abrir esta primavera un camping de lujo, que contará con cinco habitaciones y vistas a la sierra y al Mar Menor.

En cuanto al hotel, los propietarios de Calblanque tienen pensado habilitar una quincena de habitaciones y el restaurante en las dos casas que van a rehabilitar. Los promotores destacan que su complejo funcionará como una “ecohospedería” y añaden que aún no han conseguido lograr todos los permisos medioambientales, según publica La Opinión.

 

La posibilidad de que Cablanque sea explotado como destino de turistas de alto poder adquisitivo no ha sido vista con buenos ojos por Cartagena Sí Se Puede. Pilar Marcos, portavoz de la formación morada, afirmó a dicho diario que “nos parece intolerable que se trate con tan poco mimo a uno de los pocos espacios naturales de nuestra Región, abriendo el espacio libremente a un turismo supuestamente sostenible en un entorno que deberíamos conservar por encima de los intereses económicos”. Por eso, la edil advierte de que “vamos a estar vigilantes junto con ecologistas y vecinos para que Calblanque siga siendo el único paraíso natural que queda libre del urbanismo en nuestro municipio”.

Pese al rechazo político que ha generado la apertura de alojamientos turísticos en Calblanque, ya existe una casa rural dentro del parque en la que los turistas pueden hospedarse. Se trata de una vivienda del siglo XIX que ha sido rehabilitada, que se encuentra entre la sierra y la playa, en Las Jordanas, junto a otras viviendas de segunda residencia, según informa La Opinión

Añadir nuevo comentario