ir a la portada de ELPajarito.es

Las asociaciones de Memoria Histórica piden a la Fiscalía que actúe para cambiar el nombre al colegio ‘José Antonio’

Lamentan que el PSOE de Fuente Álamo “se haya dejado influir por las presiones de grupos minoritarios y por Falange, formación política heredera del fascismo”
Colegio 'José Antonio' de Fuente Álamo

Tras tres intentos de cambio de denominación del colegio ‘José Antonio’ de Fuente Álamo (Murcia), a propuesta del Consejo Escolar del centro,  seguirá llevando el nombre del fundador de la Falange. En esta última ocasión, el Ayuntamiento de esa localidad, gobernado por el PSOE, ha decidido, una vez más, aparcar dicha propuesta.

La Federación de Asociaciones de Memoria Histórica de la Región de Murcia (FAMHRM) denuncia dicha circunstancia y “lamenta que el equipo de Gobierno de Fuente Álamo se haya dejado influir por las presiones de grupos minoritarios vecinales y por Falange Española, formación política heredera del fascismo, así como la tibieza del Consejo Jurídico de la Región de Murcia, que ha eludido pronunciarse sobre el asunto”.

Por ello, FAMHRM pide al Ayuntamiento de Fuente Álamo el cumplimiento estricto de la ley y, en caso contrario, la actuación de oficio de la Fiscalía para que ese colegio, “que tiene como misión educar en los valores de la paz y la tolerancia, no continúe exhibiendo el nombre del fundador del partido fascista español”, al tiempo que insta a la Asamblea Regional a legislar en esta materia, pues así está previsto en el punto 3 del artículo antes citado.

FAMHRM recuerda también que, en nota de prensa, Falange Española, celebró esta decisión como “una gran noticia y una pequeña victoria frente al odio histórico marxista”, añadiendo, además, que “esperamos que se ponga coto a este odio de la izquierda y esta exaltación del guerracivilismo que ha iniciado la infausta ley de memoria histórica”.

Discurso de Primo de Rivera

Ante estas declaraciones “exhibidas sin pudor alguno en los medios de comunicación democráticos por una formación política que abomina de la democracia”, la Federación memorialista quiere recordar algunas frases del discurso fundacional de Falange, pronunciadas por José Antonio Primo de Rivera en el Teatro de la Comedia de Madrid, el 29 de octubre de 1933: “Queremos que España recobre resueltamente el sentido universal de su cultura y de su Historia […] Si esto ha de lograrse en algún caso por la violencia, no nos detengamos ante la violencia. Porque, ¿quién ha dicho –al hablar de "todo menos la violencia"– que la suprema jerarquía de los valores morales reside en la amabilidad? ¿Quién ha dicho que cuando insultan nuestros sentimientos, antes que reaccionar como hombres, estamos obligados a ser amables? Bien está, sí, la dialéctica como primer instrumento de comunicación. Pero no hay más dialéctica admisible que la dialéctica de los puños y de las pistolas cuando se ofende a la justicia o a la Patria”.

Transcurridos casi ochenta y cinco años de esa declaración de intenciones con apelación clara a la violencia, FAMHRM piensa que una formación política como ésa, instalada en el odio y el revanchismo, no puede condicionar actuaciones democráticas de ninguna institución.

Y para que quede constancia de la solidez de sus argumentos, quiere recordar el texto literal del artículo 15 de la Ley 52/2007, de 26 de diciembre, de Memoria Histórica, que, en su punto primero, dice:  “Las Administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura. Entre estas medidas podrá incluirse la retirada de subvenciones o ayudas públicas”.

Por ello, FAMHRM pide al Ayuntamiento de Fuente Álamo el cumplimiento estricto de la ley y, en caso contrario, la actuación de oficio de la Fiscalía para que ese colegio, “que tiene como misión educar en los valores de la paz y la tolerancia, no continúe exhibiendo el nombre del fundador del partido fascista español”, al tiempo que insta a la Asamblea Regional a legislar en esta materia, pues así está previsto en el punto 3 del artículo antes citado.

loading...